El día de la boda, la novia o el novio tendrán que hacer un discurso para agradecer a todos los invitados el haber estado con vosotros no solo en vuestro gran día, sino también antes, porque muchos de vuestros amigos, así como vuestras familias, os ayudaron durante la organización.

Son muchos los que tienen vergüenza de hablar en público y a veces no hacen el discurso, porque piensan que al final de la boda enviarán una tarjeta de agradecimiento y todo estará bien. La verdad, es que a los invitados les gusta escuchar las palabras de agradecimiento por parte de los novios, así que hay que hacerlo, es vuestra tarea de boda.

Para hacer un poco más simple la cosa, os doy unos consejos con todos lo que se debería decir e involucrarlos.

¿Listos para descubrirlos?

– Agradecer a cada persona que haya estado durante la organización, porque ellos os ayudaron a realizar este sueño. Seguramente lleváis más de un año organizando la boda y mucho más tiempo soñándola, y estas personas nunca os han abandonado, como vuestros padres, testigos, damas de honor…
Para que el discurso sea perfecto, hay que practicarlo delante de alguien, como tu pareja o tus amigos.

Una cosa importante es realizar este discurso el día de la ceremonia de boda para que cada invitado pueda escuchar estas palabras con mayor emotividad, piensa que es un momento en el que todo el mundo está atento a lo que se está diciendo, las personas que están en escena y como va sucediendo toda vuestra ceremonia.

Salón de boda

Imagen: Dream Weddings

– A veces la persona que hace el discurso da gracias a todo el mundo, pero se olvida de la persona más importante, su pareja.
Acuérdate de decir palabras bonitas también sobre él/ella. Es la persona más importante para ti y con la cual compartirás toda tu vida.
¡No la olvides!

Asientos de novios

Imagen: Dream Weddings

– El discurso de agradecimiento siempre debe ser corto y sencillo, por eso es muy importante no entrar en cada detalle de cada persona que os ha ayudado durante esta experiencia porque son muchas y el tiempo es muy poco. Por ejemplo, puedes agradecer a tu familia o a tus damas de honor como si fueran una sola persona. Los agradecimientos personalizados los podréis escribir en una hoja y dárselos a cada persona junto con su regalo.

 

Novia y damas de honor

 Imagen: Dream Weddings

Espero que mis consejos os hayan ayudado a escribir el discurso perfecto para vuestra boda sin olvidar a nadie.

 

¡Un saludo!

By: Marta Cavallaro